Comentarios

Así no: financiamiento público para violencia feminista

Es sabido que en los encuentro nacionales de mujeres se fomenta la violencia contra instituciones como la Iglesia, y que todos los años, durante el transcurso de estos eventos, hay manifestaciones violentas en la vía pública y frente a edificios públicos y templos. Sin embargo, estas lamentables iniciativas tienen financiamiento público.

Luego de se realizara el 33° Encuentro Nacional de Mujeres en la ciudad de Trelew, Chubut, se dio a conocer que el gobierno destinó seis millones de pesos (unos 164 mil dólares) para el desarrollo del encuentro feminista.

Resolver los urgentes problemas sociales de Argentina es más que una razón para que los expertos rechacen la entrega de un presupuesto extra de parte del gobierno al 33° Encuentro Nacional de Mujeres (ENM).

“Es oportuno incrementar por compensación los créditos corrientes del Instituto Nacional de las Mujeres”, describió la publicación del diario oficial, “en detrimento de las transferencias de capital, con el objeto de atender acciones destinadas al Encuentro Nacional de Mujeres 2018”.

La entrega de los seis millones fue criticada por María de los Angeles Mainardi, miembro de la Red Federal de Familias, ya que Argentina acaba de endeudarse el 11 de octubre con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), por un préstamo de 200 millones de dólares.

El monto está destinado exclusivamente a financiar el “Programa de Apoyo a Políticas de Igualdad de Género” que tiene por objetivo reducir la desigualdad de género e incrementar la igualdad de oportunidades y derechos de las mujeres y niñas.

“Este gobierno lleva tres años de endeudamiento y es cada vez mayor. Endeudamiento con el Fondo Monetario Internacional, endeudamiento con el Banco Interamericano de Desarrollo. Es realmente necesario que la Argentina tenga desarrollo” y para lograrlo es necesario que la inversión se enfoque por ejemplo en el 15 por ciento de la población que no tiene acceso al agua potable, en el 40 por ciento que vive sin cloacas y ampliar el tratamiento de aguas residuales del país.”

“Si los doscientos millones que ingresaron del BID se utilizaran para esos fines, sería una forma de comprender que los derechos humanos se están cumpliendo. Sin embargo, vemos que parte de ese dinero es utilizado para un encuentro de mujeres”, criticó Mainardi.

Los ENM son “cada vez peores”. “Las catedrales y los monumentos son el primer foco de ataque”. “Ellas incitan las actitudes promiscuas, agresivas, degradantes, atacan, queman y destruyen, sin embargo, los siguen declarando de interés nacional y le siguen dando el aporte económico”, insistió Mainardi.

Fuente: ACI Prensa. Foto: crónica.com.ar

Comentá